Waterpolo
Noticias

Bronce con sabor a oro

Las chicas de Miki Oca superaron un partido que valía toda la temporada. Tras la derrota inesperada ante Grecia, la Selección Española de Waterpolo se lanzó a la piscina de Barcelona con la actitud ganadora que les hace únicas y totalmente recuperadas del partido anterior. Esto se vio reflejado en el marcador final, un contundente 12-6.

España empezó goleando a Hungría y acabó el segundo parcial con un 4-0 a su favor, poniendo la remontada muy difícil para las húngaras ya desde el tercer cuarto. Con una Anni Espar reencontrada y goleadora, y una Laura Esther afianzada en su juego deteniendo las ocasiones más peligrosas del equipo rival, demostró que la calidad bajo palos está garantizada. El combinado español fue arropado vehementemente durante todo el encuentro por la gradería hasta alzarse con un bronce con sabor a oro.

La fiesta continuó en el podio, con los aficionados volcados en una celebración feliz y casi familiar e intima. Si no fuera por los focos que alumbraban las sonrisas de todas las guerreras, ni el espectáculo celeste de la luna logró eclipsar el éxito alcanzado tras el oro en los Juegos del Mediterráneo. Este bronce es el broche perfecto de un equipo que no se cansa de ganar.

Bea Ortiz consiguió el trofeo de máxima goleadora del Europeo con 25 goles, nunca antes se había conseguido este galardón en nuestro combinado. Para encontrar una cifra parecida tendríamos que remontarnos a Italia 1997, la jugadora Malato consiguió alcanzar los 26 tantos. La segunda en la clasificación con 23 y 22 goles en este campeonato son las rusas Prokofieva y Simanovich.

La naranja mecánica se lleva el oro

La Holanda de Sabrina Van der Sloot -MVP del torneo- y Maud Megeens se alzó con el Europeo en Picornell, una piscina bañada de naranja por la cantidad de seguidores neerdalndeses que abarrotaban la grada, alentando sin descanso al equipo ganador.

Países Bajos ha conquistado el ansiado título tras dos campeonatos en los que quedó a las puertas de la victoria. Un equipo liderado bajo palos por una invencible y ganadora del trofeo a mejor portera de Barcelona’18: Laura Aarts. Las neerlandesas golearon de todas las formas posibles, con tiros lejanos, laterales, jugadas de boya y de superioridad.

Cada lanzamiento era ajustado e imparable para la portera helena. El equipo griego ha demostrado su calidad durante el partido, con una Alexandra Asimaki solvente y una táctica menos eficaz que la que desplegaron frente a España. Las griegas lucharon hasta el minuto final pero no fue suficiente para derrotar a un equipo invicto y que ha alcanzado la excelencia en la ciudad condal.

Cita con la Historia

Este sábado el equipo español masculino tiene una cita con la historia. Los de David Martin deberán medirse con la máquina perfecta: Serbia.

La plata y el oro están en juego, sea la que sea, el equipo español sumará una nueva medalla en su palmarés, accediendo así al top 5 Mundial. Esta noche, a las 22h en las Piscinas Picornell, si derrotan a los campeones mundiales se convertirán en leyenda.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*