Noticias

Marc Márquez, el sheriff de Austin

Marc Márquez volvió a reinar en el Gran Premio de Austin, y son seis las ocasiones consecutivas en las que lo ha logrado. El catalán se desquitó de las penalizaciones y de lo sucedido en la carrera en Argentina y se hizo con una victoria balsámica que, sin embargo, no le permite hacerse con el liderato del Campeonato del Mundo de Moto GP. Le acompañaron en el podio Maverick Viñales y Andrea Iannone. Valentino Rossi fue cuarto, y Dovizioso recuperó el liderato del mundial al terminar la prueba en quinto puesto.

La carrera comenzó con Viñales, Iannone y Johann Zarco en primera fila. Les seguía al acecho Márquez desde la cuarta posición, algo que en ninguna de las otras ocasiones en las que había vencido en tierras americanas había sucedido.

Nada más salir a la pista, en la primera curva Márquez se hizo con la segunda posición. Iannone controlaba la carrera desde una posición aventajada, mientras que Maverick Viñales era tercero, y Crutchlow, en una buena salida, se ponía por delante de Zarco y Rossi. Un poco más tarde, en esa misma vuelta, Márquez se colocaba como líder en una posición que ya nadie le lograría arrebatar.

Valentino Rossi hizo lo propio. Adelantó a Johann Zarco y aunque tuvo problemas para retener la posición se consolidó en ese puesto. Esto no fue suficiente para el italiano, que comenzó a buscar a Crutchlow, al que adelantó pocos metros más tarde. Mientras tanto, Álex Rins era noveno y buscaba el adelantamiento a Pedrosa, aunque sin éxito.

Iannone era el único que, con dos vueltas disputadas, seguía manteniendo un ritmo lo suficientemente bueno como para disputarle algo a Marc Márquez. Le llegó a adelantar, aunque poco le duró el primer puesto, pues al momento el ilerdense ya había recuperado el liderato.

Sin sufrimiento para el piloto de Cervera

Tras este adelantamiento, Márquez empezó a demostrar por qué es el único que piloto que ha sido capaz de ganar sobre el asfalto de Austin. Y es que el piloto de Honda era el más rápido, y llegaba a sacar hasta un segundo por vuelta a sus perseguidores. Viñales adelantó a Iannone y logró colocarse en segundo puesto pero el líder en ese momento se encontraba a más de tres segundos de distancia.

Crutchlow mientras tanto, lograba colocarse sexto tras adelantar a Dovizioso y buscaba hacer lo propio con Zarco. El piloto británico, que por entonces aún era el líder del Mundial, tenía ritmo para estar en el grupo de cabeza de carrera y venía luchando con Dovizioso y Zarco, pero en la última curva de la vuelta 12 caía al suelo y se alejaba de todas sus aspiraciones de continuar en lo alto de la clasificación general.

Maverick Viñales aumentaba la distancia con respecto a Iannone, aunque sin poder hacer nada por adelantar a Márquez. Álex Rins se caía al suelo cuando era octavo, Pedrosa luchaba por la quinta posición junto con Zarco y Dovizioso tras salir de una operación de muñeca y Lorenzo iba noveno.

Marc Márquez volaba como un rayo en busca de su sexto triunfo consecutivo sobre el Circuito de las Américas. El resto de pilotos cada vez tenían más complicado seguir al líder, pues la distancia se seguía haciendo cada vez mayor, y ya estaba a siete vueltas para el final en seis segundos con respecto al segundo clasificado y ocho con el tercero.

Los ojos, fuera del podio

Con la primera posición ya decidida, y sin adelantamientos en la cabeza de carrera, la lucha se trasladaba a la quinta posición. Pedrosa había bajado considerablemente su ritmo y Dovizioso intentaba por todos los medios adelantar a Zarco. De lograrlo, el piloto italiano recuperaba el liderato del Mundial, y lo logró, cuando tan solo quedaban cuatro vueltas para el final.

De ese modo, el líder de la primera carrera en las tres categorías volvió a recuperar su liderato en este Gran Premio de las Américas. En esta ocasión fue suficiente con que el piloto terminase la prueba en quinto puesto para hacerse líder provisional de la competición, aunque a tan solo un punto de Marc Márquez.

Venció Márquez por sexta vez consecutiva en Austin y amplió una temporada más el reinado de Honda sobre el asfalto americano. Aunque en esta ocasión fue sin partir desde la pole, de nuevo dominó desde los primeros giros en todas las vueltas y la diferencia con respecto a los demás fue sideral. Pudo haber cruzado la línea de meta a más de seis segundos de ventaja del rival, aunque acabó perdiendo casi cuatro segundos con la celebración y al final se quedó en poco más de tres.

Le acompañaron en el podio Maverick Viñales, que con su segundo puesto ha logrado su primer podio esta temporada, y Andrea Iannone. Pedrosa terminó en una meritoria séptima plaza, sobre todo teniendo en cuenta que hace 12 días sufrió una operación de muñeca. Le siguió en octavo puesto Tito Rabat. Aleix Espargaró terminó décimo, Lorenzo en décimo primero, Pol Espargaró décimo tercero, y Álvaro Bautista terminó la prueba fuera de los puntos, en décimo quinto puesto.

 

Escrito por Raquel García Bonet.

Marc Márquez, Maverick Viñales y Andrea Iannone, en el podio del Gran Premio de Austin.

 

 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*