Rally México 2018
Noticias

Rally México 2018: Más sabe el diablo por viejo…

Quien pensara que Sébastien Ogier correría la misma suerte en el Rally México 2018 por salir en los primeros puestos estaba equivocado. Quien pensara que Sébastien Loeb sería como Michael Schumacher y tendría un regreso mediocre tras tantos años alejado del WRC erraba completamente el tiro. Ambos acumulan todos los cetros mundiales desde 2004, son los mejores exponentes de la escuela francesa, que en el Siglo XXI desbancó a la eterna cantera de talentos finlandeses. Ambos pudieron ganar este fin de semana en México, pero quién lo hizo fue el hombre que retiene la corona: Sébastien Ogier. Una victoria que tiene mucho valor para el de Gap: se sobrepuso a una primera mala jornada, causada por el mal de abrir pista, y lo hizo además delante de su tocayo y mayor rival.



El primer día de competición real, el viernes, era el día para que aquellos pilotos más retrasados en el mundial brillasen. Los primeros contendientes a la victoria fueron el ganador del año pasado, Kris Meeke, que venía de un Rally de Suecia donde pasó desapercibido, y Dani Sordo, de vuelta tras su ausencia en la prueba invernal debido a la política de rotación del tercer coche en Hyundai. Meeke fue el primer líder, pero Sordo adelantaría pronto al norirlandés con un scratch en la SS3. El Chocolate, uno de los tramos más exigentes de todo el mundial, aunque este año recortado y adelantado. Con otro scratch más en el siguiente tramo y unos tiempos estables durante el resto de la jornada, pudo irse a dormir líder.

Sin embargo quien acabaría a sus espaldas, a tan sólo 7.2 segundos no sería Meeke, sino un viejo conocido: Sébastien Loeb. Como si hubiéramos retrocedido diez años, cuando Sordo era el perfecto escudero de Loeb, ambos tenían las primeras posiciones al término del viernes. Solo que esta vez era el cántabro el que tomaba la delantera.

El nueve veces campeón del mundo comenzó el viernes décimo, tras la especial inaugural del jueves, pero en el primer tramo de verdad un tercer puesto le valió para colocarse cuarto. Aprovechando la inicial falta de ritmo de Ogier y el vuelco de Evans, que hasta la SS3 estaba tercero, ingresó en los puestos de podio. Sólo Tänak pudo apartarle momentáneamente del podio, en la SS6, pero en el segundo paso por El Chocolate (SS7), Loeb ganaba su primer scratch desde Montecarlo 2015 y se aupaba a la segunda posición de la general. Tan sólo Sordo impedía el doblete de su exequipo.

Para el líder del mundial, Thierry Neuville, el viernes fue un infierno. Penalizado no sólo por abrir pista, su motor comenzó a sufrir problemas, y para rematar: más problemas en la dirección asistida. Séptimo y gracias por continuar en carrera tras una desastrosa primera jornada.

En Toyota sólo Tänak salvaba los muebles con un scratch en la SS8 que le permitía quitarle la tercera posición a un Meeke que se iba desinflando tras su fuerte inicio. Cuarto tras ser adelantado por Sordo, Loeb y el ya mencionado Tänak. Mientras que los compañeros del estonio sufrían peor destino, Lappi cometía un error de juventud y dejaba el vehículo varado en un barranco, mientras que Latvala evidenciaba el mal de altura del motor Toyota: un sobrecalentamiento que le obligó a abandonar al término del día.



El sábado empezaba un día bastante más turbulento. La SS11 nos dejaba un golpe de autoridad por parte de Sébastien Loeb. Parecía que no había dejado el mundial, porque logró el scratch y se colocó líder. Justo por detrás de él, Ogier. A diferencia de Suecia, aquí Ogier sólo empezó el segundo día a 30 segundos del liderato. Una distancia grande, pero no insalvable. Pero ahí no acababan los golpes de efecto. Cuando Latvala se retiró con problemas de motor, muchos temían que Tänak corriese la misma fortuna. Y así fue. El sobrecalentamiento dejó al estonio sin potencia alguna en el motor.

Las distancias entre los cuatro primeros al finalizar los tramos de la mañana eran escasas. Si bien Loeb seguía líder, Sordo se encontraba a 2.9 segundos, mientras que Ogier y Meeke estaban empatados a 15.5 segundos en su lucha particular por el podio. Quinto y en tierra de nadie estaba Mikkelsen, al cual no hemos mencionado hasta ahora en la crónica. Estuvo toda la prueba en su propio mundo, en los puntos, pero sin luchar contra nadie.

Pinchazos para Loeb y Sordo

Todavía quedaba un vuelco más en la clasificación. En la SS14 Loeb y Sordo sufrían sendos pinchazos. El primero pasó por una zanja a toda velocidad, lo que reventó al instante su neumático, causándole una pérdida de dos minutos y caer al quinto lugar. El segundo tuvo algo más de fortuna, su pinchazo contra una roca en el camino no fue tan virulento y perdió tan sólo 30 segundos, gracias a que el neumático se deshinchó progresivamente. Paradójicamente Ogier pasó de estar 30 segundos por detrás a liderar por 35 sobre Meeke. Al francés le quedaba lo que mejor sabía hacer: administrar su renta para llevarse la victoria.

Salvo sorpresa el último día, la victoria estaba casi asegurada para el campeón del mundo, quedando como principal frente abierto la lucha por el segundo lugar entre Meeke y Sordo, separados por 10.9 segundos.

[cs_button size=»cstheme-shortcode» color=» » link=»https://www.olympodeportivo.com/motor/» target=»_blank»]Más noticias de motor[/cs_button]

Los seguidores habituales del campeonato recordarán la edición de 2017 y el susto del norirlandes, cuando en la Power Stage casi tira por la borda el rally al salirse de pista y tener que sortear coches de un aparcamiento improvisado que se encontraba al lado del recorrido. Aquel incidente acabó con algún infarto dentro de Citroën, pero sin mayores consecuencias. Meeke, fiel a su estilo, volvió a darle otro disgusto a su equipo en el primer tramo dominical. Frenó más tarde de la cuenta en una curva con una superficie resbaladiza, al estar plagada de pequeñas piedras, con lo que volcó el coche sobre la puerta del copiloto. Por fortuna para él, los espectadores que estaban cerca ayudaron a recolocar el coche, pero la batalla por el segundo lugar ya estaba perdida. El scratch, por cierto, fue para Latvala, que finalmente estrenó el casillero en 2018.

Pero el rally no podía acabar sin la saga de polémicas de 2018: «El orden de salida de la Power Stage y los vacíos legales» y alerta de spoiler: Viene con final sorpresa. Si Ogier aprovechaba en Suecia un vacío legal para salir más tarde de lo que le tocaba para tener mejores condiciones de pista, aprovechando que no tenía nada que perder y sí mucho que ganar, los integrantes de la secuela serían Thierry Neuville y Ott Tänak. Misma estrategia que la de su predecesor y mientras la FIA debe estar echando espuma por la boca y pensando en cómo acabar con esta práctica que va a estar presente en las pruebas que restan. A Neuville la jugada no le salía mal, quedando cuarto, mientras que Tänak se llevaba el premio gordo con los cinco puntos extras de la PS.

Sanción a Ogier

Pero todavía queda un último giro de los acontecimientos. Al final de la PS los organizadores habían creado una chicane artificial mediante unas pequeñas barreras de plástico. Ogier al pasar por la zona golpeó un par de ellas, alterando su posición. Para los organizadores esto significaba no respetar el roadbook y lo penalizaban con 10 segundos, con lo que cayó de la segunda posición a la séptima, quedándose sin esos cuatro puntos extras. M-Sport ya anunciado que apelará, pues le parece una sanción excesiva.

Con o sin esos puntos, Ogier sale como el gran triunfador, recuperando el liderato y la moral, tras haberse sobrepuesto al hándicap de abrir pista, algo que no sucederá en Córcega, al ser en asfalto y donde precisamente salir atrás te perjudica, ya que la trazada se va ensuciando a medida que pasan los pilotos. En la prueba francesa volveremos a ver a Loeb, que tras haber impresionado en debut con los nuevos World Rally Cars, tendrá ganas de demostrar lo que es capaz en la superficie que le vio nacer como piloto. Y si puede acercarse al récord de Auriol de seis victorias (Loeb sólo tiene cuatro), mejor.

Problemas para Toyota

Posiblemente la mayor damnificada de este rally haya sido Toyota. Sus dos gallos de batalla tuvieron problemas de motor, evidenciando que el Yaris aún presenta problemas en terrenos de gran altitud, algo que ya sucedió en 2017. Un octavo lugar de Latvala y la victoria en la PS de Tänak son insuficientes si quieren hacerse con el título de marcas en noviembre.

Hyundai puede celebrar el segundo puesto de Sordo, el cuarto de Mikkelsen y el sexto de Neuville. Sin hacer mucho ruido, los pilotos de la marca coreana se llevan un buen saco de puntos. Por su parte, Citroën, aunque tuvo la victoria en su mano en diversas ocasiones, colocó a Meeke y a Loeb en tercer y quinto lugar, con la tranquilidad de que en Córcega repetirán alineación y estrenando una nueva evolución del C3 WRC que puede ayudar a mejorar el impredecible comportamiento del eje trasero.

En WRC2 la victoria fue para el piloto de Skoda Pontus Tidemand, que no tuvo oposición alguna en todo el rally, Su rival más próximo, el británico Gus Greensmith, acabó a más de seis minutos de distancia. Con su segundo puesto en Suecia se coloca líder del campeonato.

La próxima prueba será del 5 al 8 de abril con el primer rally de asfalto de la temporada, el rally de las mil curvas, Córcega.

Clasificación Rally México 2018: 

1º Ogier/Ingrassia (FRA) M-Sport Ford WRT. 3:54:08.0

2º Sordo/Del Barrio (ESP) Hyundai Shell Mobis WRT. +1:03.6

3º Meeke/Nagle (GBR/IRL) Citroën Total Abu Dhabi WRT. +1:19.2

4º Mikkelsen/Jaeger (NOR) Hyundai Shell Mobis WRT. +1:38.4

5º Loeb/Elena (FRA/MCO) Citroën Total Abu Dhabi WRT. +2:24.6

6º Neuville/Gilsoul (BEL) Hyundai Shell Mobis WRT. +9:03.0

7º Tidemand/Andersson (SWE) Skoda Motorsport. 10:24.7

8º Latvala/Anttila (FIN) Toyota Gazoo Racing WRT. +15:37.1

9º Greensmith/Parry (GBR) Ford Fiesta R5 Privado. +17:09.3

10º Heller/Olmos (CHL/ARG) Ford Fiesta R5 Privado. +24:18.1

Mundial: 

1º Ogier/Ingrassia (FRA) M-Sport Ford WRT. 56pts

2º Neuville/Gilsoul (BEL) Hyundai Shell Mobis WRT. 52pts

3º Mikkelsen/Jaeger (NOR) Hyundai Shell Mobis WRT. 35pts

4º Meeke/Nagle (GBR/IRL) Citroën Total Abu Dhabi WRT. 32pts

5º Latvala/Anttila (FIN) Toyota Gazoo Racing WRT. 31pts

6º Tänak/Järveoja (EST) Toyota Gazoo Racing WRT. 26pts

7º Lappi/Ferm (FIN) Toyota Gazoo Racing WRT. 23pts

8º Breen/Martin (IRL/GBR) Citroën Total Abu Dhabi WRT. 20pts

9º Sordo/Del Barrio (ESP) Hyundai Shell Mobis WRT. 18pts

10º Loeb/Elena (FRA/MCO) Citroën Total Abu Dhabi WRT. 11pts

Pablo Balbontín

¡Enriquece el contenido con tus comentarios!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*