Hermanos Luján
Noticias

Vela: España reafirma su liderazgo mundial de 420 en Australia

El equipo español de vela se ha traído una gran cosecha del Mundial de 420 disputado en aguas australianas. Los hermanos Luján han liderado los éxitos, al convertirse en campeones del mundo.

En total, España se ha traído dos medallas de oro, una de plata y otra de bronce, lo que les reafirma como primera potencia mundial en la categoría 420 de la vela. El pleno español en el podio de la categoría Open así lo confirma, así como el oro Sub-17 de Martín Wizner y Pedro Ameneiro.




El Fremantle Sailing Club de Australia ha acogido uno de los eventos más emocionantes del deporte de la vela.En el mismo ha habido un país que ha destacado por encima del resto: España. Los del sur de Europa han copado el podio en categoría absoluta y han ganado en la categoría Sub-17. Enrique y Pablo Luján en 420 Open y para Martín Wizner y Pedro Ameneiro en Sub 17 han sido las parejas que se han colgado el más preciado de los metales.

Por su parte, los equipos Torres/Mulet y Balaguer/Massanet se han alzado con la plata y el bronce respectivamente en categoría Open. Todo ello tras una última jornada de auténtico infarto para las tripulaciones españolas en categoría Open. El día empezó con Carlos Balaguer y Antoni Massanet liderando con firmeza la clasificación seguidos de Albert Torres y Xesc Mulet y con los hermanos Enrique y Pablo Luján en una tercera posición muy disputada.

La primera regata se antojó difícil para las tripulaciones que partían como favoritas con un 10 para Torres/Mulet y un 13 para Balaguer/Massanet, mientras que los Luján sumaban un tercero a su casillero.Con el podio de color español, la última manga parecía destinada a confirmar las posiciones aunque éstas finalmente dieron un vuelto inesperado. Un fuera de línea en la última salida del campeonato ha privado a Balaguer y Massanet de ser campeones del mundo y les ha hecho descender hasta la tercera posición.

En cambio, los hermanos Enrique y Pablo Luján han completado un día épico pasando de luchar por mantener el bronce a conseguir el oro.“Ha sido muy bonito pero al mismo tiempo muy triste para mi. En el último través creíamos que éramos campeones del Mundo. Entrábamos terceros y ya me veía levantando la copa”, ha relatado Antoni Massanet, tripulante de Carlos Balaguer. En ese momento no eran conscientes de que habían sido penalizados con un fuera de línea. Su regata no valía y por consiguiente perdían el oro. “Es difícil asumirlo, es un momento muy duro. Me hubiese molado más pasar de quinto a tercero que de primero a tercero, pero la vela es así”, ha reconocido Massanet.

En categoría femenina, María y Pilar Caba se despiden de Australia en la séptima posición mundial. Las hermanas canarias partían como terceras en la última jornada y un fuera de línea en la primera de las dos pruebas les ha privado de terminar el Campeonato del Mundo de 420 subidas al podio como habían hecho durante toda la regata.

También en categorías inferiores

En categoría Sub 17, Martín Wizner y Pedro Ameneiro han conseguido el oro tras un campeonato en el que han demostrado una gran entereza física y mental. Lastrados por un fuera de línea y una penalización en la tercera y cuarta manga del mundial, Wizner y Ameneiro se han visto obligados a luchar a contracorriente durante los seis días de competición en que han sumado cuatro primeros, tres segundos y un tercero en doce pruebas.

La otra cara de la moneda en esta categoría la protagonizan los hermanos Pol y Alex Marsans, quienes empezaron el día en segunda posición, por delante de Wizner/Ameneiro, y han terminado el mundial en el cuarto puesto de la general. Con el podio a su alcance, la última regata no les ha sido favorable y han sumado su peor resultado en todo el campeonato, un 16 que les ha impedido volver a casa con una medalla.

«Tenemos que agradecer a la federación, a los clubes y también a los padres el esfuerzo que hacen para que estos chicos puedan cumplir sus sueños”, ha declarado el seleccionador español, Pedro Marí.

Fuente: RFEV.

Imagen: Cristina Balcells.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*